¡ALERTAS!

Con estos mimbres, ¿ qué cestos queremos hacer?

El recto soldado y virtuoso escritor Miguel de Cervantes Saavedra colegía “Amistades que son ciertas nadie las puede turbar”. Amigos los que se dice amigos parecen no serlo Susana Díaz, Pedro Sánchez y Patxi Lòpez, de lo contrario no andarían a la zalagarda por calzarse la Secretaría del Partido Socialista No Obrero Cuasi- Español.

La walkiría olvidó su promesa de verter hasta la última gota de su sangre en la defensa de los intereses de sus conciudadanos andaluces.

A Pedrito Picapiedra no le ha afectado para nada haber sido el hazmerreír de la gran mayoría de los españoles, y tal vez, de algún que otro país, en las pasadas elecciones. Dicen que de los errores se aprende. Y verdad ha de ser cuando se tiene un mínimo de sentido común y no se va por la vida de déspota, rodillo, prepotente…

Y Patxi López que anhelaba tener su momento de gloria ha visto como éste se reducía a una onírica fantasía. Y si a Rick Blaine (Humphrey Bogart) y Isla Luna (Ingrid Bergman) intérpretes de “Casablanca”, siempre les quedaría Paris, a Patxi López siempre le quedará Pedrito Picapiedra en el Partido Socialista No Obrero Cuasi- Español.

Tras la recogida de avales se ha procedido a su recuento que más que un escrutinio parecía una película del Tío Gilito. Los socialistas a la hora de realizar el cómputo de votos se han lanzado como hienas a contabilizarlos. Pues los susanistas creen que Pedro Sánchez habría falseado avales para denunciar un pucherazo. Y han pregonado por las esquinas : “Ha tenido que falsificar miles. Quiere acusarnos de pucherazo y romper la campaña”. No esperaban que Pedrito Picapiedra se situara a tan sólo cinco mil avales de Susana Díaz.

Pedrito Picapiedra que posee una mente muy ayecta, funciona a piñón fijo y está obsesionado con llegar a La Mocloa , ya que no ha obtenido los resultados deseados, y a postinero y fardón nadie le gana, sin contar con la anuencia Patxi Lòpez le ha propuesto una alianza.

Cuidado con el hombre enfermo y enloquecido por el poder y que habla de poner las cosas en orden porque eso significa poner las cosas bajo su control. Ya se sabe que el poder es como un explosivo, o se maneja con cuidado, o estalla y para ello sólo es necesario revestir de un gran poder al hombre inadecuado.

Entre tanto en el PP saltan las alarmas en el PP ante los avales de Sánchez: “Hay batalla”. Moncloa evita hacer comentarios mientras en el PP especulan sobre la vuelta de Sánchez a la primera línea de la política.

Y como bien reza el refrán:”Cada loco con su tema”. Los socialistas defenestrándose por el poder, los Populares con el bello como escarpias pensando en un nuevo encontronazo con Pedrito Picapiedra, Pablito Mármol a lo suyo, la moción de censura, pero eliminando de la escaleta en versión programa de gobierno el sueldo para todos.

Ahora apuesta por una “renta garantizada”, control de la financiación de los partidos políticos, ¿incluido el suyo?, reforma del Código Penal, derogación de la reforma de la Ley de Enjuiciamiento Criminal, que servía para reducir los plazos de investigación de la corrupción. ¡Ciudado, Pablito! que a lo peor sale la financiación de tu partido a la luz y no gusta su procedencia.

Sus señorías no saben si colgarse como los murciélagos de las lámparas del Congreso o enviar al infinito y más allá a esa pandilla de obnubilados que han desembarcado en el hemiciclo, más perdidos que el barco el arroz, con ganas de chirigota y de tocar las narices.

Otra izquierda que va como dos por tres calles es la francesa. Un día los acólitos de Francia Insumisa, movimiento liderado por Jean-Luc Mélenchon, deciden votar en blanco o nulo para no movilizarse en contra de Marine Le Pen, la candidata de ultraderecha, temida por toda Europa. Y al siguiente hace de tripas corazón y se posiciona a favor de otorgar su voto a Macron.

Ante esta disyuntiva lo único que queda claro es que los franceses al igual que los españoles están hasta el chapeau de los políticos que no han captado el genuino significado de servir a sus compatricios.

Por no hablar del riesgo que se corre con la banalización de los debates políticos: un hombre puede construirse un gobierno de bayonetas pero no para la eternidad, porque que el tiempo descubre la verdad.

Lucía Ballesteros

Anuncios

1 Comentario en Con estos mimbres, ¿ qué cestos queremos hacer?

  1. Lucia, Lucia rezale a tu santa para que te ilumine, y dejes de escribir sandeces, y sin insultar, que es eso de Pedrito Picapiedra y Pablo Marmol?, siguiendo asi te va a le Rita la cantaora.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: