¡ALERTAS!

El Gobierno de CLM quiere regular por decreto la utilización de aparatos estéticos domésticos

La Consejería de Sanidad presenta un estudio pionero sobre la utilización de equipos de cavitación de uso doméstico para la eliminación de grasa corporal localizada y entre otras actuaciones creará un grupo de trabajo para la redacción de un decreto que regule la protección de las personas consumidoras y usuarias en las actividades, equipos, productos y servicios relacionados con la estética y el cuidado personal.

El director general de la Dirección General de Salud Pública y Consumo, Manuel Tordera, ha dado a conocer un estudio de investigación pionero e innovador llevado a cabo sobre el manejo de estos sistemas de cavitación y la información que se ofrece en la venta online de estos productos.

Y es que con la llegada de la época estival muchas personas inician tratamientos que mejoren su aspecto físico. La cavitación es uno de los métodos estéticos más conocidos y utilizados para la eliminación de la grasa corporal localizada. Básicamente, consiste en aplicar ultrasonidos de baja frecuencia en determinadas zonas del cuerpo para disolver las células adiposas desde su interior.

La utilización de estos equipos por parte de las personas consumidoras es una práctica cada vez más extendida, especialmente durante las semanas previas al verano.

Cualquier aplicación de energía en el cuerpo humano puede no resultar inocua y entrañar riesgos para la salud y la seguridad, si la utilización o los equipos empleados no son los adecuados. En la actualidad, no se dispone de un marco regulatorio propio que permita controlar la utilización de estos aparatos con fines estéticos y especialmente en lo que se refiere a su acceso mediante venta online, lo que dificulta la labor de vigilancia y control de las condiciones en que se lleva a cabo la aplicación de los tratamientos.

En este sentido, los objetivos de la investigación se han centrado en analizar los potenciales riesgos del uso de equipos portátiles emisores de ultrasonidos en la salud de las personas usuarias y consumidoras; localizar y verificar la información procedente de las páginas que ofrecen este tipo de tratamientos; así como, analizar si la compra de estos productos cumple con la normativa vigente en materia de consumo, especialmente en lo que se refiere al etiquetado e información al consumidor.

El estudio llevado a cabo ha evaluado también si la venta ‘online’ de estos aparatos de uso doméstico se ajusta a los requisitos necesarios para su correcta utilización garantizando así la seguridad del usuario, dado que dichos equipos pueden tener la misma capacidad de emisión de energía que los utilizados por profesionales y pudieran estar utilizándose sin control del tiempo y potencia de empleo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: