¡ALERTAS!

El dispositivo municipal ‘anti-heladas’ ha repartido ya 10 toneladas de sal en Daimiel

Una sexta parte de las que el Ayuntamiento de Daimiel almacena cada año para hacer frente a estas inclemencias meteorológicas. El reparto de sal se hace a partir de las cinco de la mañana y se focaliza en los puntos más sensibles de tráfico, en las entradas de colegios y edificios y públicas, y en las zonas de umbría de la localidad.

El concejal de Obras, Rafael Marcelino, ha dado cuenta este viernes del dispositivo municipal previsto para mitigar los efectos de las heladas provocadas por las olas de frío propias del invierno. Con la llegada de temperaturas de -5 y -6 grados que se han registrado recientemente, se activa un protocolo que consiste en repartir sal en los puntos más sensibles del tráfico rodado, así como en las entradas de colegios y edificios públicos y zonas de umbría en la localidad, para evitar la formación de placas de hielo.

Desde el comienzo de las heladas, la concejalía ha repartido ya 10 toneladas de sal, de las 60 almacenadas para este fin. El trabajo comienza a las 5:00 de la madrugada para que, dos horas después, cuando el hielo comienza a derretirse, “la sal haga más efecto”. El concejal explicaba que “la ausencia de humedad de estos días, ha paliado la aparición de estas placas de hielo”,

En este sentido, Rafael Marcelino solicitaba a los vecinos que procuren no arrojar agua a la acera, porque supone un peligro para los peatones.

Protección Civil

Por otro lado, desde Protección Civil de Daimiel se recuerdan una serie de consejos a tener en cuenta ante la previsión de bajas temperaturas de los próximos días. Si se tiene que usar el coche para viajar, se puede encontrar con dificultades en las carreteras, por lo que es aconsejable evitar viajes en coche siempre que no sea necesario y utilizar, a ser posible, transporte público.

En caso de ser imprescindible la utilización del vehículo, es fundamental la prevención antes de iniciar el viaje. Es conveniente revisar neumáticos, anticongelante y frenos. Además, hay que tener la precaución de llenar el depósito y llevar cadenas y elementos de abrigo.

Hay que tratar de no conducir de noche, dado que las situaciones peligrosas se intensifican si cabe aún más. Y es muy recomendable llevar teléfono móvil y dispositivo de alimentación del mismo.

Siempre conducir con mucha precaución y tener especial cuidado con las placas de hielo. Es difícil determinar en qué lugar del trayecto pueden haberse formado, aunque generalmente las zonas de umbría son las más habituales.

También en centros urbanos hay que tener mucho cuidado en las calles, donde se pueden formar en determinadas zonas placas de hielo, con el fin de evitar posibles resbalones y caídas, que pueden resultar graves.

Por último, se recuerda que ante cualquier tipo de incidencia que pueda sufrir debe utilizar el teléfono del Servicio de Atención y Coordinación de Urgencias y Emergencias 1-1-2, a la vez que se invita a todos los ciudadanos a hacer un uso responsable del mismo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: